Alimentación | Granada

Cristina Martínez-Zaldívar Moreno

Universidad de Granada

Departamento

Oficina de Proyectos Internacionales/Área Biosanitaria, Ciencias Biológicas y Ciencias de la Tierra


Grupo de investigación

Centro de Excelencia en Investigación Pediátrica EURISTIKOS y Grupo Nutrición y Metabolismo en la Infancia (CTS-187), dirigida por la doctora Cristina Campoy (2009-2015).

Sobre mí

Licenciada en Farmacia por la Universidad de Granada (UGR), Licenciada en Ciencia y Tecnología de los Alimentos por la UGR, Master Superior en Salud y Prevención de Riesgos Laborales, Experta en Promoción y Gestión de Proyectos y Actividades Internacionales de I+D+I, Doctora en Farmacia (mención internacional) por la UGR. Es autora de 2 y coautora de 10 artículos en revistas internacionales de alto impacto. Ha realizado 6 ponencias en Congresos Internacionales. Ha desarrollado su trayectoria profesional en diferentes ámbitos: Oficina de Proyectos Internacionales de la UGR, Centro de Excelencia de Investigación Pediátrica EURISTIKOS (Investigadora), AbbotLaboratories, S.A (Sistemas de Calidad), y PULEVA Biotech S.A. (Invcestigadora y Calidad). Ha participado en 10 Proyectos, tanto nacionales como internacionales, desempeñando labores de investigación y gestión. Su línea de investigación ha ido dirigida hacia la nutrición.

Líneas de investigación

Su línea de investigación principal ha ido dirigida hacia la Nutrición en la infancia (Efecto de la dieta en el rendimiento mental en los niños) así como Nutrigenómica, Nutrigenética y Metabolómica y su impacto potencial durante el crecimiento y el desarrollo.

Resultados destacables

1. Los suplementos de FO y/o 5-MTHF durante el embarazo tienen efectos a largo plazo sobre el perfil de GPL-FA en las células de la mejilla de los niños en edad escolar. Se sugiere un efecto de programación de las vías metabólicas de los ácidos grasos, lo que puede causar diferencias en el estado de los ácidos grasos en los niños.
2. Los polimorfismos de los genotipos FADS1 y FADS2 influyen en las concentraciones de PUFAs en las células de la mejilla de los niños. La mayoría de las asociaciones se establecieron entre FADS1 y FADS2 SNP con LA y ALA.
3. La nutrición temprana, junto al genotipo de las FADS1, FADS2 y FADS3, tienen efectos a largo plazo en las concentraciones de los GPL de la mucosa bucal, lo que sugiere una programación temprana de las vías metabólicas implicadas en el estado de dichos FA, impulsada por loa antecedentes genéticos
4. Las diferencias encontradas en el perfil de ácidos grasos de las muestras de células de la mejilla analizadas en los niños del estudio NUHEAL están fuertemente relacionadas con el país de origen, lo que sugiere el efecto de la dieta, los estilos de vida, etc.
5. La ingesta dietética también parece influir sobre las concentraciones de ácidos grasos presentes en las células de la mejilla de los niños estudiados, especialmente la ingesta diaria de AA muestra un alto impacto en el porcentaje de ácidos grasos encontrado en las células de la mejilla de los niños.
6. Existe una relación entre ciertas características de los trastornos alimentarios maternos, como la «obsesión por la delgadez», y el posterior desarrollo de problemas internalizantes de conducta en sus hijos a los 8 años de edad. Esta relación determina que aquellas madres que tienen problemas relacionados con la obsesión por ser delgadas, aumentan la probabilidad de que sus hijos tengan un riesgo 1.138 veces mayor de problemas internalizantes de conducta en comparación con aquellos niños cuyas madres no muestran esta obsesión.
7. Hemos verificado que la medición del perímetro cefálico a los 4 años sirve como marcador del desarrollo cognitivo a los 10 años de edad. Además, esta medición antropométrica es muy útil desde el nacimiento hasta los 4 años, ya que este período se considera como el más sensible del crecimiento cerebral. Determinados factores posnatales, como la alimentación o el estado de LC-PUFAs, podrían tener un impacto más relevante sobre la maduración estructural de ciertas áreas corticales y núcleos subcorticales, y de forma independiente a los efectos determinados por la suplementación prenatal.
8. Los niños con un mejor desarrollo de la coordinación visual a los 9 años (especialmente la mano dominante) tienen un mejor desarrollo de la fuerza y la agilidad.

Vocación

Llegué a la ciencia gracias al magnífico profesorado que me formó durante mi período universitario. Ellos me transmitieron el amor por la investigación. Mi pasión por la nutrición y todas las etapas de la infancia hicieron que mi carrera profesional me llevara al Centro EURISTIKOS donde pude desarrollar mi labor como investigadora con la participación en proyectos internacionales compartiendo y aprendiendo de la comunidad científica de mi área. Sigo en este mundo porque me gusta pensar que “En algún lugar, algo increíble está esperando ser conocido” (Carl Sagan).

Deseo científico

Que tanto la sociedad en general como los políticos de los distintos países, y en especial españoles, sean conscientes de la importancia de la investigación, de la necesidad de invertir más recursos económicos con este fin.

Ir al contenido